DIARIO EVANGÉLICO DIGITAL «BEREA»

Alianza Evangélica Mundial promete apoyo a reférendum en Sudán

 

 

Sábado 16 de Octubre del 2010
Sociedad
Bandera de Sudán 
Sudán
 

 

JARTUM, Sudán (The Christian Post) La más grande red mundial de evangélicos se ha comprometido a tomar medidas para garantizar que el crítico referéndum en el sur de Sudán sea exitoso.

 

En un discurso ante líderes políticos del sur de Sudán la semana pasada, el Dr. Geoff Tunnicliffe, director internacional de la Alianza Evangélica Mundial (AEM), prometió que su organización tomara medidas en respuesta a las solicitudes de asistencia del presidente del sur de Sudán, Salva Kiir, y del Consejo de Iglesias de Sudán.

 

"El pueblo de Darfur ha sufrido durante muchos años", señaló el líder evangélico en el foro gobierno-iglesia de la semana pasada. "Ahora es el momento para un nuevo futuro que traiga paz, integridad, dignidad, libertad de creencias y libertad de la pobreza extrema. La gente de Sudán no merece nada menor a esto."

 

Desde su independencia en 1956, Sudán ha sido asolado por una guerra civil y violencia política y militar. En el año 1983, la violencia se intensificó cuando los cristianos en el Sur dijeron haberse visto obligados a tomar las armas para proteger su libertad de culto y para asegurarse de proteger su identidad como cristianos de África en medio de un esfuerzo del gobierno por imponer la ley islámica en el sur.

 

La lucha que se produjo entre el norte de mayoría musulmana y la mayoría cristiana y animista del sur, ha dejado alrededor de 1,5 millones de sudaneses muertos y más de cuatro millones de desplazados.

 

No fue sino hasta hace unos cinco años que los funcionarios del gobierno del norte de Sudán y los líderes rebeldes del sur de Sudán firmaron el Acuerdo General de Paz (CPA por sus siglas en ingles) para poner fin a las más de dos décadas de guerra civil.


Mapa de Sudán, señalando el Sur y el Norte.

 

Bajo los términos del acuerdo del 2005, un gobierno de unidad nacional fue formado durante un período transitorio de seis años. Durante este tiempo, el Sur sería autónomo, y al final del período de seis años se realizaría un referéndum para decidir por un Sudán unificado o la separación del Sur.

 

Con el próximo referéndum en sólo tres meses, los observadores internacionales han expresado su preocupación ante el posible regreso a la guerra que podría resultar si algo llegara a salir mal.

 

"La amenaza de una guerra abierta en y después del período de referéndum es lo más grave de todo y señalaría el retorno a lo que han sido décadas de masacre, pobreza e inestabilidad absoluta en un país muy grande y vulnerable", declaró el jefe de la Comunión Anglicana mundial, el arzobispo de Canterbury Rowan Williams, recientemente.

 

Aja Forday-Khabenje, secretario general de la Asociación de Evangélicos de África (AEA), del mismo modo expresó la importancia de los próximos tres meses durante el foro del gobierno-iglesia en el que Tunnicliffe habló.

 

"Es imperativo que el país no vuelva a caer en otro ciclo destructivo de conflictos y pobreza", afirmó. "Estamos buscando a los gobiernos para que cumplan el compromiso que hicieron para asegurarse de que el referéndum avance a tiempo y que no dé lugar a nuevos sufrimientos para el pueblo de Sudán".

 

En particular, los observadores dicen que los preparativos para el referéndum de independencia del sur del 9 de enero están muy por debajo de lo previsto. La frontera norte-sur no ha sido demarcada y hay poco acuerdo sobre quién es elegible para votar, informó el grupo de ayuda Oxfam. El sur de Sudán, en respuesta, ha sostenido que las autoridades sudanesas del norte están demorando intencionalmente los preparativos para la votación.

Foreign observers deploy for Sudan referendum
El referéndum previsto para el 9 enero era una disposición fundamental
del acuerdo de paz firmado el año 2005 entre el norte y el sur de Sudán.

 

"Entre mas se prolonga la incertidumbre, mas es probable que la violencia pueda estallar", dijo Charlotte Scawen, jefa interina de Oxfam en el sur de Sudán. "Aquí la gente está esperando ansiosamente la oportunidad de decidir su futuro y las expectativas son muy altas."

 

Por su parte, la Alianza Evangélica Mundial (AEM), dijo que tomaría una serie de acciones para asegurar el éxito del referéndum, incluyendo la movilización de la comunidad mundial en oración, la movilización de sus alianzas nacionales para presionar a sus respectivos gobiernos, y el lanzamiento de un fondo de "Paz para Sudán", entre otros compromisos.

 

La AEM también dijo que apoyaría el desarrollo integral, consolidación de la paz, la reconciliación y la buena gobernanza a través de su comunidad mundial de iglesias y organizaciones no gubernamentales, abogara en nombre de la gente del sur de Sudán en los más altos niveles gubernamentales e institucionales y trabajara con la comunidad mundial para enviar observadores internacionales al referéndum de Sudán.

 

Como la asociación más grande del mundo de cristianos evangélicos, la Alianza Evangélica Mundial (AEM) sirve como una voz para los cerca de 420 millones de evangélicos que representa a través de 128 alianzas evangélicas nacionales ubicadas en siete regiones y 104 organizaciones miembro asociadas y redes mundiales.

 

Aparte de servir como una voz a los gobiernos, los medios de comunicación y otras comunidades de fe, la AEM tiene un estatuto consultivo en las Naciones Unidas.

Noticia Relacionada:

Sudán del Sur, de mayoría cristiana, podrá independizarse del Norte musulmán en 2011

 

(12-10-2010)

.

Comentarios

estoy feliz al saber que un pueblo entero ha hecho valer su voz y fuerza de corazón, antes q doblegarse a algo que ni siquiera podrían consentir....

LOS BENDIGO EN EL NOMBRE DE JESUS

Añadir un Comentario: